¿Será Pixel Qi, la nueva pantalla del próximo lector de Barnes & Noble?

 

 

 

 

 En un artículo de David Carnoy para CNET se habla de que fuentes “bastantes creíbles” de Barnes & Noble, han informado de que está preparando el lanzamiento de una nueva tablet con una pantalla revolucionaria, lo que sumado a lo siguiente que ha manifestado la “fuente confiable” de que se va a centrar en la experiencia de lectura, nos hace pensar en que fuera posible una tecnología de tinta electrónica a color.

 

Hay que tener en cuenta que Microsoft finalmente ha decidido meterse en el mercado del hardware, y que ya ha lanzado su propia tablet   es de suponer que querrá meter la cabeza en el próspero mercado de las tablets y los ereaders con un aparato totalmente innovador, medios económicos para ello tiene. ¿Y qué mejor innovación que sintetizar las ventajas de una tablet con pantalla retroiluminada a color,  con la tinta electrónica?

 

Cada día, quedan más lejos los tiempos en los que Microsoft acaparaba el mercado de sistemas operativos, y podía imponer los precios que le diera la real gana, sin preocuparse del hardware.

 

Ejemplos como el de Apple que ha fabricado aparatos sincronizándolos perfectamente con un sistema operativo robusto, basado en UNIX y que se actualiza continuamente, son un camino a seguir. Por otra parte el crecimiento imparable de LINUX,  que aunque aún se mantiene en cifras discretas, no para de ganar adeptos, parece que finalmente ha influido en el gigante americano para que empiece a cambiar su visión monopolística del mercado. Un buen ejemplo se puede ver en nuestra página misma en la que en el último año ha habido cerca de 850.000 visitas (no páginas vistas) y los porcentajes del sistema operativo que usaban los visitantes es el siguiente: Windows 83,25% Macintosh 6,66% Linux 4,39% Android 2,05% pero al 6,66% de Mac, hay que sumarle el 1,52% del iPad, del iPhon el 1,52% y del iPod el 1,44% con lo que al final la compañía de la manzana ha “mordido” un 11,14% del mercado de sistemas operativos, tomando como referencia las visitas a Zonaereader. Linux empieza a acercarse al 5% y Android sigue su avance también, gracias a que los teléfonos móviles sirven ya, para navegar por internet, como cualquier portátil. Incluso si miramos las estadísticas del último mes, vemos como la tendencia a la baja de Windows continua, quedándose en el 80,38% subiendo Macintosh al 11,66% y Android al 3,76% quedando el 5% restante para Linux y en  porcentajes muy pequeños, para otros sistemas operativos. Un 20% es mucho segmento del mercado para una compañía que se ha movido en cifras superiores al 90% durante muchos años.  Por eso vemos que han aprendido la lección y están empezando a fabricar hardware y han optimizado el Windows 8 para su manejo táctil en las pantallas, algo que va a venir muy bien para las tablets y teléfonos móviles.

 

 

Volviendo a nuestro tema, sin duda que un aparato que una el color, la velocidad de refresco y la tinta electrónica, sería el aparato idóneo para los consumidores, teniendo en cuenta que Microsoft y Barnes & Noble, han firmado un acuerdo de colaboración, no es descabellado pensar que el gigante de Redmond en unión con la primera cadena de librerías de EE.UU. nos sorprenda con un dispositivo absolutamente innovador, tanto uno, como otro que está sucumbiendo ante el empuje de Amazon, y de Google que también se ha metido en el negocio con Google Books y su tablet Nexus, necesitan dar un golpe de efecto para poner el viento a su favor.

 

Tecnologías de tinta electrónica hay varias, muchas de ellas, desarrollando la tinta a color  pero hasta ahora, las que han tenido más posibilidades de comercializarse son las de Mirasol  que ya ha lanzado al mercado el Kyobo y ha colaborado con Hanvon la mayor empresa de fabricación de ereaders de China, para la fabricación de un aparato con esta tecnología.  La de Liquavista  es una tecnología con bastante futuro, porque la empresa que lo ha desarrollado, ha sido comprada por Samsung, que está descubriéndose como una compañía realmente innovadora y dinámica, capaz de hacerle la competencia a la misma Apple, pero las noticias que tenemos son que hasta el año 2013, no estará en condiciones de distribuir masivamente dispositivos, lo que unido a su pertenencia a Samsung la descarta en la quiniela de posibles candidatos, para suministrar pantallas a Barnes & Noble.

 

Lamentablemente el Kyobo ereader no tiene muy buena fama,y tendrán que mejorar el producto bastante, no creemos que sea esta la opción que podría elegir Barnes & Noble.

 

Nos quedan dos opciones, la de Hanvon, con su Jectaco Color que tampoco parece que sea como para tirar cohetes  y Pixel Qi que ya ha lanzado algunos productos al mercado, pero que parece que tampoco estén funcionando muy bien, no tanto por la pantalla, sino más bien por el software. Otras líneas de desarrollo han quedado atrás como la Bridgestone, que utiliza polvo que se comporta como un líquido, para reflejar la luz.

 

La tecnología de Pixel Qi, tiene una ventaja por encima de las otras, y es que en modo de retroiluminación, los colores pueden competir en vivacidad con una pantalla de LED, y en modo reflexivo, tienen el mismo comportamiento que la tinta electrónica, incluso hay algunos prototipos, que tienen un sistema que adecua la pantalla, dependiendo de la luz ambiente. Aparentemente, es un sistema que supera a los demás, porque aúna todas las bondades de las pantallas transmisivas y reflectivas en una tecnología transflectiva.

 

 

Estas pantallas, tuvieron su origen  en el mundo de la cooperación para el desarrollo en el tercer mundo, en el que una ONG se propuso distribuir ordenadores baratos para los niños del tercer mundo, de donde salió esta tecnología desarrollada por la ingeniera Mary Lou Jepsen.

 

 

Desde entonces, esta tecnología ha ido dando bandazos, con varias noticias de posibles empresas que financiarían la fabricación masiva de estas pantallas, pero de momento no hay nada en firme.

 

Como candidata posible, a un lector de “pantalla revolucionaria” Pixel Qi, sería la opción más razonable, a la vista de cómo está el mercado, pero nadie es profeta en su tierra, y llevamos mucho tiempo ya, anunciando el lanzamiento de la tinta a color que no acaba de cuajar, al ser de luz reflejada, la tinta electrónica, es muy difícil que compita con las pantallas retroiluminadas, una combinación de ambas tecnologías podría ayudar, pero a lo mejor Barnes & Noble, nos sorprende con una tecnología distinta, cosa que no creemos, porque bien claro se dice en la entrevista que la nueva pantalla, se está desarrollando “con la ayuda de otra empresa” y no creo que la misma se pueda mantener en el anonimato tanto tiempo. O tal vez, (opción bastante probable) simplemente sea una pantalla LED mejorada con una resolución asombrosa, que incluso supere a las de MAC, la solución, posiblemente para la campaña de Navidad.


Consulta la comparativa de eReaders en Español, más completa de internet.

Podría interesarte...

También en redes sociales :)

 
 

Error. Page cannot be displayed. Please contact your service provider for more details. (5)